Ir al contenido principal

La cleptocracia reunida en los 70 años del expresidente Carlos Salinas de Gortari

El expresidente Carlos Salinas. Foto: Rubén Espinosa
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Podría ser la crónica de un cónclave anunciado. O una escenificación del corrido Jefe de Jefes, de Los Tigres del Norte. O también una recreación de la novela El Padrino, de Mario Puzo. Lo cierto es que a las celebraciones de los 70 años del expresidente Carlos Salinas de Gortari, acudieron todos los que le deben favores, los que le temen, los que buscan su apoyo y muy pocos los que lo quieren. Prácticamente, ningún “ciudadano de a pie”, todos con un ejército de escoltas y muchas incógnitas sobre el futuro de la clase política que el festejado representa.
La celebración de los 70 años de Carlos Salinas de Gortari, el gran jefe de la tecnocracia devenida en cleptocracia (el gobierno de los ladrones) nos da una idea de las redes, favores y fervores declinantes en torno al mandatario más repudiado en los últimos 30 años.
Según la crónica del periódico Reforma, al convivio acudieron “los tres poderes de la Unión”: el primer mandatario Enrique Peña Nieto; el presidente de la Suprema Corte de Justicia, el ministro Luis María Aguilar; el “amigo” de siempre de Salinas, el ministro Eduardo Medina Mora; y el jefe de la bancada del PRI en el Senado, Emilio Gamboa Patrón, distanciado alguna vez de su exjefe y aliado, ahora vuelto a las andadas.
También acudió su sobrina Claudia Ruiz Massieu, y la titular de la gran “Estafa Maestra” en Sedesol y Sedatu, la señora Rosario Robles, que alguna vez fue jefa de Gobierno de la capital del país, aliada de Cuauhtémoc Cárdenas y enemiga política de Andrés Manuel López Obrador.
Entre los panistas salinistas acudieron el Jefe Diego Fernández de Cevallos, presunto abogado y asesor del candidato presidencial Ricardo Anaya, y el exsecretario de Gobernación calderonista, Fernando Gómez Mont.
No fue necesario que acudiera el candidato priista José Antonio Meade, que presume ahora ir contra la corrupción y contra el fuero presidencial, porque ahí estuvo su principal asesora y brazo derecho Vanessa Rubio, junto con el aspirante priista a Jefe de Gobierno, Mikel Arriola, colaborador cercano del penta-secretario.
De los convocados del gabinete peñista, la crónica de Reforma identificó no sólo a Rosario Robles, sino al nuevo secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida; al secretario de Hacienda y concuño del exmandatario, José Antonio González Anaya; al secretario de Salud y exrector de la UNAM, José Narro; al titular de Turismo e hijo del expresidente Miguel de la Madrid, Enrique de la Madrid; al titular de Economía y negociador del TLCAN, Ildefonso Guajardo; y el recién nombrado titular de la Sagarpa, el tamaulipeco Baltazar Hinojosa.
A este último, identificado como cercano colaborador de Tomás Yarrintgon, el narco gobernador tamaulipeco detenido en Florencia, no le importan ni los dichos ni los hechos. Baltazar Hinojosa no ganó la gubernatura por el PRI en el 2016, pero alcanzó un lugar en el gabinete, sin importar las denuncias que lo vinculan a la red de corrupción de Yarrington.
También estuvo presente el líder del sindicato petrolero Carlos Romero Deschamps, que presume sus relojes caros y su impunidad con fuero senatorial, junto con el director de Bansefi y exonerador de la Casa Blanca, Virgilio Andrade.
Entre los gobernadores priistas identificaron a Alfredo del Mazo Maza, del Estado de México, hijo de un viejo adversario de Salinas de Gortari en el gabinete de Miguel de la Madrid; al mandatario de Yucatán, Rolando Zapata Bello, anfitrión del arranque de la campaña de José Antonio Meade, y a Quirino Ordaz, de Sinaloa, quien “regaló” los mariscos que cenaron los presentes.
Exgobernadores, hubo pocos, según la misma crónica: Mariano González Zarur, de Tlaxcala, Carlos Lozano, de Aguascalientes; Eruviel Ávila, del Estado de México.
También estuvieron los “amigos de siempre”: Manlio Fabio Beltrones, exgobernador de Sonora y exdirigente nacional del PRI; el exdirector de Pemex y de la CFE, Francisco Rojas, junto con el actual titular de la paraestatal, Carlos Treviño, y el jefe del Infonavit, el hidalguense David Penchyna.
Salinas cumplió sus 70 años el pasado 3 de abril, pero los amigos, los excolaboradores y los aliados lo celebraron este fin de semana. Empresarios como Alonso Ancira, de Altos Hornos de México; Juan González, de Maseca, y Rogelio Zambrano, de Cemex, estuvieron presentes. Este último afirmó apenas la semana pasada que el “gran capital” no le tenía temor al triunfo de López Obrador en las elecciones presidenciales de este año.
De los parientes del festejado, estaba el “hermano incómodo” Raúl Salinas de Gortari, liberado en este sexenio, algunos de sus hijos, pero no se sabe si Emiliano Salinas, vinculado al fundador de la secta Nexium, Keith Raniere, detenido en Puerto Vallarta, y sus colaboradores de siempre José Carreño, entre otros.
Para algunos observadores, más sintomáticas fueron las ausencias que las presencias. No estuvo el actual jefe de jefes, el canciller Luis Videgaray, de quien el senador Manuel Bartlett, afirma que es el nuevo bróker de los intereses norteamericanos frente a México.
Los “barones” de los medios no acudieron a la celebración: ni Emilio Azcárraga Jean, ni Ricardo Salinas Pliego, ni Carlos Slim, o alguno de los potentados recientes de los medios.
Muchos empresarios que se enriquecieron en el “sexenio que llegaríamos al primer mundo” tampoco acudieron y mucho menos su sucesor, némesis y adversario en la sombra: Ernesto Zedillo.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Peña declara la guerra a los mexicanos

Chamulas toman la Torre Chiapas y exigen el pago por el acarreo a la visita de Meade


REDACCIÓN / JUICIO POLÍTICO Un grupo de indígenas, conformado de aproximadamente 150 personas y encabezado por Mario Sántiz Gómez, presidente municipal de San Juan Chamula, tomó las instalaciones de la Torre Chiapas, en Tuxtla Gutiérrez, con la finalidad de que la Secretaría de Hacienda libere los recursos de obras públicas y los pagos a artesanos, tal como recientemente les prometieron. Los inconformes advirtieron que no dejarían salir al personal hasta que las autoridades cumplieran con dichos pagos, debido a que se sienten engañados, porque hace un par de días, les prometieron que iban a tener esos pagos si asistían a apoyar el inicio de la precampaña rumbo a la Presidencia de la República, que realizó José Antonio Meade, en su municipio, por tal motivo hacen un llamado urgente al gobernador del Estado, Manuel Velasco Coello, para que cumplan las promesas que llegaron a hacerles y lo más pronto posible liberen el recurso que les corresponde, porque ellos, a…

El saqueo de la familia Gómez del Campo que Margarita calló.

Martín Velez Dossier PolíticoDia de publicación: 2010-11-11
En Diciembre de 2008, la empresa Tata Consulting le facturó al IMSS 420 mil horas hombre de consultoría. Para realizar ese trabajo tal empresa necesitó más de 2500 programadores. Pero el total de su personal en México no llega a mil empleados.  ¿Cuál fue el resultado de esa barbaridad de horas de consultoría? ¿Cómo le hicieron para entregar tal trabajo, con mucho menos de la mitad del personal necesario? Quién sabe; pero, en ese diciembre, 115 millones de pesos del presupuesto del IMSS cambiaron alegremente de manos.
Las preguntas planteadas en el párrafo anterior, y otras muchas, tendría que responder un tal Carlos Castañeda Gómez del Campo. Si, adivinó Usted, es primo de Margarita, esposa a su vez de Felipe (el del hígado que sufre).  El señor Castañeda Gómez del Campo es, además, Director de Innovación y Desarrollo Tecnológico del IMSS. 
Desde ese puesto, el señor Castañeda (¿Por qué los primos incómodos son los que mejor …