Más podredumbre peñista sale a la luz. Ahora es CAPUFE

#Capufeleaks

Se desconoce cuánto tiempo operó así Mauricio Sánchez Woodworth y cuánto dinero ilegal adquirió para él y sus socios, dentro y fuera de CAPUFE. Sin embargo, la red de corrupción de CAPUFE está demasiado cercana a la confianza de Los Pinos. Foto: Gobernación.

El compadre del Presidente dirige Caminos y Puentes Federales (CAPUFE), en dicha dependencia se filtraba información a contratistas para arreglar ganadores en licitaciones públicas. Las filtraciones se hacían desde la oficina del segundo abordo, Mauricio Sánchez Woodworth, director de Infraestructura de la dependencia. El monto de los contratos –descubiertos hasta el momento- otorgados bajo este esquema asciende a 700millones de pesos. La red de corrupción fue develada por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) a través del reportaje “#Capufeleaks”.
Los reporteros de la organización tuvieron acceso  a “un documento secreto de BANOBRAS, que contenía datos técnicos y económicos de obras por ejecutarse en carreteras por un total de 5 mil 868 millones de pesos, (que) fue filtrado a contratistas a través de un esquema de tráfico de información que involucra al Director de Infraestructura de Caminos y Puentes Federales (CAPUFE), el segundo al mando de esa dependencia federal encargada de la construcción de vías.
En la carátula del documento de 31 páginas se menciona que el 100% del contenido es información reservada por 12 años a partir del 21 de diciembre de 2015, por lo que podría hacerse público en el año 2027, ello, debido a que contiene secretos de carácter comercial y fiduciario. Se trata del oficio SOTS/152000/418/2015, emitido por la Dirección Fiduciaria de la Subdireción de Operación Técnica y Seguimiento.”
Se desconoce cuánto tiempo operó así Mauricio Sánchez Woodworth y cuánto dinero ilegal adquirió para él y sus socios, dentro y fuera de CAPUFE. Sin embargo, la red de corrupción de CAPUFE está demasiado cercana a la confianza de Los Pinos.
En el reportaje periodístico está acreditado que “La filtración con los detalles de todas las obras que proyectaba para 2016 Caminos y Puentes Federales (CAPUFE) se realizó desde un correo que se ha podido acreditar que maneja Mauricio Sánchez Woodworth”.
“Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) tuvo acceso a alrededor de 80 correos electrónicos en los que Sánchez Woodworth, su cuñada Estela Vega y el líder del sindicato de limpieza, Marco Antonio Reyes, intercambiaron información sobre licitaciones de obra, la cual se enviaba a empresarios amigos. Uno de esos correos contenía el documento secreto.”
Hasta el día de hoy, la respuesta de los mandos de CAPUFE ha sido deficiente. Desde que se hizo pública la información las autoridades de CAPUFE han optado por el silencio como una forma de evadir su obligación de rendir cuentas a la sociedad mexicana. Benito Neme, compadre de Enrique Peña, y director de CAPUFE no ha mencionado nada sobre la red de corrupción descubierta en la institución que dirige.
Al respecto, MCCI sacó un comunicado en el que hace las siguientes preguntas a Neme:
-¿Cuándo supo el director general de CAPUFE, Benito Neme, de este esquema de filtración de información reservada a empresas contratistas?
– ¿Es Benito Neme parte de ese esquema?
– ¿Fue de conocimiento de Benito Neme que el 21 de marzo pasado MCCI envió a Sánchez Woodworth un cuestionario sobre este esquema fraudulento en donde se le preguntaba a su brazo derecho si el Director General sabía de la filtración de datos a contratistas?
– ¿Por qué no le ha pedido Benito Neme a Sánchez Woodworth que se separe, así sea de manera temporal, de sus funciones para facilitar las investigaciones?
– MCCI pudo probar que al menos 770 millones de pesos en obras fueron destinados a través de este esquema, sin embargo, el monto podría ser mayor: ¿Ha detectado Benito Neme otros contratos con similar modus operandi?
El silencio de las autoridades es pernicioso. Pero más aun cuando es revelado que el Procurador General de la República, Ricardo Cervantes, es amigo de Benito Neme. Además de amigo, Neme y Cervantes, participaron en la campaña presidencial de Peña Nieto. Neme era representante del PRI ante el IFE y Cervantes era el abogado de la campaña de Peña.
La pregunta es: ¿A qué tanta justicia podemos aspirar cuando la corrupción es tan evidente y las tapaderas entre amigos de la clase política parecen ser más grandes? Según la experiencia en los últimos días, el Procurador no moverá un ápice sin que lo mande el Presidente. Y el Presidente no llevará a su compadre ante la justicia. Ergo: otro caso más de corrupción e impunidad en la actual administración. Mientras tanto, el Fiscal Anticorrupción sigue pendiente en la cámara de Senadores.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿ Petróleo descubierto por italianos ? ¡ Ni madres !

El PRI denuncia a AMLO por presuntos nexos con ¡ el PRI !