Chocan con "huachicoleros"; 10 muertos, el saldo

Cuatro militares y seis civiles, entre las víctimas en Palmarito Tochapan, Puebla

Foto
Bloqueo carretero en demanda de la presentación con vida de varios ‘‘desaparecidos’’Foto José Castañares
Yadira Llaven
La Jornada de Oriente
Periódico La Jornada
Viernes 5 de mayo de 2017, p. 3
Puebla, Pue.
Cuatro soldados y seis civiles muertos, entre ellos una mujer y un menor de edad, además de 12 heridos por arma de fuego y 14 detenidos, es el resultado de una incursión en la que participaron hasta mil policías estatales y militares contra bandas dedicadas al robo de combustible en la comunidad Palmarito Tochapan, municipio de Quecholac, Puebla, informó el gobierno del estado.
El operativo, que derivó en dos enfrentamientos, se inició la noche del miércoles, cuando los militares fueron recibidos a balazos. Los agresores utilizaron a niños y mujeres como ‘‘escudos humanos’’, informó el gobierno de la entidad.
Los agentes decomisaron armas y vehículos blindados que los delincuentes utilizan para enfrentar las acciones de los militares, explicó Diódoro Carrasco Altamirano, secretario general de Gobierno del estado.
Este jueves, pobladores bloquearon durante cinco horas la autopista México-Veracruz y otros viajaron a la ciudad de Puebla para demandar la presentación con vida de 13 personas, la salida de los militares de la comunidad y la cancelación de los operativos en Palmarito. Los manifestantes levantaron barricadas y quemaron neumáticos. El tránsito se vio afectado severamente.
‘‘Militares nos dispararon’’
La protesta concluyó cuando se les informó que los 13 ausentes se encuentran en calidad de presentados ante la Fiscalía General del Estado (FGE) por los enfrentamientos, y que en 48 horas, a más tardar, se les someterá a proceso o serán liberados si no hay cargos en su contra.
Una mujer que los habitantes de Palmarito designaron su vocera, aseguró que a las 17:30 horas del miércoles, elementos del Ejército dispararon a campesinos que huían de un enjambre de abejas, pero que confundieron con huachicoleros (ladrones de combustible). Un hombre identificado como José cayó abatido por las balas.
Según esta versión, poco después los militares ingresaron violentamente a Palmarito Tochapan, un pequeño pueblo de 3 mil habitantes a orillas de la autopista Puebla-Perote. cuando se celebraba la fiesta del 3 de mayo por la Santa Cruz, donde dispararon contra la población y ‘‘se llevaron a mujeres, hombres y niños’’.
El gobierno del estado convocó a una conferencia de prensa la tarde de este jueves para fijar su postura. La conferencia se realizó en Casa Puebla y estuvo encabezada por el gobernador, Antonio Gali Fayad; Carrasco Altamirano; el jefe de la oficina del mandatario, Javier Lozano Alarcón, y el fiscal, Víctor Carrancá Bourget.
Carrasco admitió que las fuerzas policiacas poblanas quedaron rebasadas por el crimen organizado y fue necesario pedir la ayuda de la policía militar.
‘‘Por la noche, elementos de la 25 Zona Militar y de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) del estado efectuaron un operativo para atender una denuncia de toma clandestina en Palmarito Tochapan’’, relató. Los delincuentes atacaron a los militares a fin de impedir la clausura de una toma clandestina en ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex). Los agresores, dijo, se ‘‘escudaron’’ con grupos de mujeres y niños y durante la noche ingresó un segundo grupo armado de presuntos criminales en vehículos blindados.
En respuesta, la policía reforzó a los 600 elementos que se encontraban en la comunidad con el envío de 400 soldados, dos helicópteros patrulla y equipo artillado, refirió Carrasco Altamirano. El operativo estuvo dirigido por el titular de la SSP de Puebla, Jesús Morales; el comandante de la 25 Zona Militar, Raúl Gámez Segovia; el general Armando Gómez, de la Policía Militar, y Gustavo Huerta Yedra, fiscal de la policía metropolitanoa de Puebla.
Diódoro Carrasco advirtió que los operativos continuarán en Palmarito Tochapan y en los municipios que se encuentran en el llamado Triángulo Rojo, por lo que un comando militar quedó radicado en la zona.
Por su parte, el gobernador, Antonio Gali Fayad, admitió que ‘‘se ha desmembrado el tejido social en Puebla’’ por la presencia del crimen organizado, y dio sus condolencias a las familias de los militares caídos.
‘‘No nos temblará la mano para salvaguardar a los ciudadanos’’, respondió el mandatario a preguntas acerca de si su gobierno tiene la capacidad para frenar la ola de violencia en el estado. Calificó de ‘‘cobardes’’ a los ladrones de hidrocarburos por utilizar a las poblaciones para escudar sus actos delictivos.
A su vez, el fiscal de Puebla, Víctor Carrancá Bourget, advirtió que habrá acción legal en contra los responsables de la muerte de decenas de personas, algunas de las cuales no se encuentran aún identificadas.
Los soldados heridos, dijo, fueron trasladados al Hospital Militar de la 25 Zona Militar, mientras a los cuerpos se les realizan las necropsias de ley. Sin dar detalles, Carrancá Bourget destacó que el líder de la banda que inició la agresión ‘‘ya está identificado y cuenta con una orden de aprehensión’’.
Entre los civiles fallecidos se encuentra una mujer identificada como Felipa AJ, de 47 años de edad, y Daniel V, de 17.
Ante estos acontecimientos, la Secretaría de Educación Pública del estado suspendió las clases en los niveles prescolar, primaria y secundaria para no poner en riesgo la vida de los menores.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿ Petróleo descubierto por italianos ? ¡ Ni madres !

El PRI denuncia a AMLO por presuntos nexos con ¡ el PRI !

Forbes desnuda los propósitos antimexicanos de la Reforma Energética de Peña